Renta de Auto

¿Estás considerando alquilar un auto en tu viaje al extranjero?

Por lo general, cuando realizamos excursiones o circuitos en compartido al extranjero a través de las Agencias de Viajes, estas se encargan de contratar los servicios en forma integral. Es decir, que incluyan el vuelo, las transportación terrestre, el guía acompañante en español, las admisiones a los lugares programados y algunos alimentos. Normalmente, la tour trae todo previsto de principio a fin no hay que preocuparse de nada.

Pero, cuando se viaja por cuenta propia, se debe planear el viaje cuidadosamente ya que no tendremos el apoyo de la Agencia de Viajes.  Y, uno de los problemas a resolver es la transportación. Independientemente del servicio público que cada país o cada ciudad ofrece, existe la posibilidad de rentar un auto para pasear con seguridad y autonomía.

La industria dedicada al alquiler de autos en el mundo ha crecido de manera exponencial.

Cuando se hace un viaje de negocios o placer, hay que considerar el alquiler de un automóvil para los traslados, que en muchos casos resulta más práctico y económico que el uso de transporte público del destino que visitamos, sin mencionar la autonomía que genera. Por lo general, los ejecutivos que viajan en representación de sus empresas, acostumbran rentar auto para sus traslados de la empresa que visitan al hotel donde se hospedan y para darse algunas (muy merecidas) escapadas turísticas.

Como mínimo se recomienda cotizar el servicio en al menos 3 empresas dedicadas al alquiler de vehículos y teniendo en cuenta los costos, destinar un presupuesto específico, del cual no deberás excederte.

Tras comparar costos, seguro y servicios, elige el que mejor te convenga.

Cuando se viaja, por lo general pensamos en el costo de los boletos de avión, de hotel y no así en la renta del vehículo para trasladarnos. Si tu viaje dura más de una semana, lo mas recomendable es invertir en este servicio, pero siempre dedicándole un buen tiempo para una selección conveniente.

Debes también asegurarte (si lo requiere tu itinerario) de que sea posible sacarlo del país donde contratas el servicio; generalmente no hay mayor problema si se trata de naciones vecinas, no obstante debes asegurarte de que sea posible con antelación.

Las empresas del sector, te piden devolverlo en el país de origen (donde se rentó), pues de lo contrario, se ocasiona un cargo adicional para poder dejarlo en otro país.

Siempre es indispensable una tarjeta de crédito para la renta de este servicio y recuerda que se requiere de una licencia especial para poder conducir en casi cualquier parte del mundo.

Así que ya lo sabes, considera en tu viaje la opción de rentar un vehículo y pregunta a tu asesor de viajes  para que te presenten propuestas para tus recorridos.

Muy importante será corroborar que el kilometraje sea libre y obtener la contratación de seguro que ofrece la misma arrendadora. Lo mejor es contratar uno de cobertura amplia, pero al menos escoger el de daños a terceros.

VIAJES HR